El próximo 24 de diciembre de 2016 se cumplirán 102 años de la más famosa tregua celebrada en los días de la Primera Guerra Mundial. Este momento épico se inmortalizó como la tregua de navidad.

La Tregua de Navidad

La invasión de Bélgica

El 24 de diciembre de 1914 los enfrentamientos entre tropas Alemanas y Británicas hicieron un alto al fuego para celebrar juntos las fiestas navideñas. Este año se cumplirán 102 años de esa famosa y emotiva fecha recordada como la tregua de navidad.

El 24 de diciembre de 1941, en plena víspera de la navidad y en medio de una intensa nevada, los soldados Alemanes atrincherados comenzaron a colocar los precarios adornos navideños disponibles entre el intenso frio y la nieve incesante. En ese momento se comienza a escuchar, proveniente de las trincheras Británicas, el canto de una emotiva canción de navidad: Noche de paz.

Aunque esta escena pareciera salida de una película de Hollywood, ocurrió en la vida real de los soldados que libraron la Primera Guerra Mundial. Esta escena es mundialmente conocida como la tregua de navidad, y fue un momento en el que las tropas Alemanas y Británicas hicieron un alto al fuego para celebrar juntos durante unas pocas horas el espíritu de la navidad.

En ese momento de la historia los soldados Británicos, Franceses y Alemanes vivían tiempos muy duros. Alemania había invadido Bélgica cinco meses antes con el objetivo de invadir Paris, pero tropas Británicas y Francesas luchaban para detener a las tropas de Hitler, sufriendo cantidades enormes de muertes. El avance Alemán se había detenido y todo empeoró con la llegada del invierno, esto a causa de las lluvias, la nieve y la proliferación de enfermedades. Ambos frentes se encontraban estancados y sin avance.

La Tregua de Navidad

Con el pasar de los días llegó la víspera de la navidad y el alto mando militar hizo todos sus esfuerzos para que la correspondencia llegara a las trincheras de forma que las tropas pudieran sentir el calor del contacto con sus familias, evitando así afectar el valor de los soldados a causa de la llegada de una fecha tan emblemática para la familia.

No se encuentra explicación, incluso se atribuye al espíritu de la navidad, al hecho de que los soldados se encontraban lejos de casa o simplemente a que las tropas llegaron a sentirse hartos del horror de la guerra por los miles de muertos y las condiciones inhumanas en las trincheras.

Lo cierto es que la tarde del 24 de diciembre de 1914, desde las trincheras Alemanas, se propuso a gritos una tregua o cese al fuego.Al final de la tarde de aquel 24 de diciembre los Alemanes estaban eufóricos, cantando y gritando a las tropas Británicas y Francesas. Ellos decían en Inglés que si no les disparaban, ellos tampoco lo harían. Entonces decidieron encender fogatas fuera de sus trincheras y se sentaron alrededor del fuego a cantar.

Los soldados de ambos frentes acordaron la tregua y pactaron jugar un partido de futbol en medio de la nieve. Las tropas intercambiaron cigarrillos y barras de chocolate, e improvisaron unas porterías utilizando sombreros para organizar el partido amistoso de futbol.

Esta es la historia de la tregua de navidad que se realizó en la gran guerra que se desarrolló en Europa para 1914.

Sobre El Autor

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.